Buscar

Cargando...

domingo, 30 de noviembre de 2014

FRESAS CON NATA



Esta es una de las recetas de cocina de las más sencillas que conozco y al mismo tiempo de las más populares y hoy domingo se la hago especialmente a mi suegro, ya que es su postre favorito, cuando le saco la copa y le oigo ¡¡¡ AAHHH que bo!!!  un suspiro de satisfacción soy inmensamente feliz.

Digo que es muy sencillo ya que si no queréis montar la nata se puede comprar montada pero ya veréis que después de explicaros unos puntos la montaréis en 5 minutos y su resultado será ESPECTACULAR.


INGREDIENTES


500 g de fresas.
500 g de nata para montar.
150 g de azúcar glas (según gustos).
Una cucharadita de estabilizante para nata.
4-5 gotas de vinagre.



Para montar la nata tenemos que tener en cuenta varios puntos que seguro que tod@s conocéis pero os lo recuerdo para obtener un buen resultado.

Podemos montarla a mano con unas varillas, con un robot de cocina o con un sifón.

Es imprescindible tener todos los utensilios en frío entre 5 y 10 grados, importantísimo para que la grasa de la nata no pierda consistencia con el calor. (Si es verano aconsejo poner los utensilios en congelador un rato).

Otro dato a tener en cuenta es el porcentaje de grasa que tenga, lo ideal es que sea más de un 32% de materia grasa.

Y en tercer lugar el batido ya que se nos puede cortar por exceso de batido, y en este caso obtendremos mantequilla. (buenísima para unas ricas tostadas).


Así pues, batimos la nata teniendo en cuenta estos puntos mencionados, ponemos la nata en un bol de grandes dimensiones echamos la mitad del azúcar en la mitad del batido y el resto al final junto con la cucharadita de estabilizante, este lo usamos cuando queremos que nuestra nata este firme durante largo tiempo y podamos preparar las copas muchas horas antes de consumirlas. Y especialmente para poder hacer tartas 


También podemos añadirle: Gelatina neutra en polvo,1/4 de sobre por cada 250 ml de nata.
                                             Gelatina neutra líquida, instrucciones del fabricante. 
                                             Leche en polvo, 1 cucharadita por cada 250 ml de nata.
                                             Estabilizante para nata, 10 g por cada 250 ml de nata. (Hoy he empleado este), se vende en tiendas especializadas, Lidel, Muller .......

No tardaremos más de 4 minutos con un robot para montar nuestra nata, te darás cuenta de que esta montada ya que la vas viendo firme y con un ligero brillo en la superficie.

Si utilizamos el sifón primero hay que mezclar el azúcar glas con la nata, lo dejamos reposar en nevera y a continuación introducimos la carga de gas, al presionar la llave se produce un choque violentó entre la nata y el gas y conseguimos una espuma de nata muy esponjosa aunque no dura mucho tiempo montada, ideal para servir al momento, en caso contrario es recomendable montar a máquina o a mano.

Si utilizamos la thermomix, siempre sale bien si utilizamos la mariposa y no sobrepasamos la velocidad de 3 y medio.


Lavamos y secamos bien las fresas, les retiramos los tallitos y las cortamos en trozos, reservamos unas cuantas para decorar la copa. Les echamos unas gotitas de vinagre (opcional) y una cucharadita de azúcar, removemos bien y colocamos sobre ellas nuestra nata montada, decorándola al gusto.




Espero y deseo os guste este postre. Y para la Navidad......partimos la fresa por la mitad le ponemos unos puntitos de chocolate para los ojos, como botones y tenemos un divertido PAPA NOEL.



martes, 25 de noviembre de 2014

PAN MULTICEREALES



No hay nada más bonito y relajante en la cocina que hacer pan casero para compartir en familia, la casa se impregna de un aroma sorprendente a "PAN", así de sencillo y en mi afloran recuerdos de mi infancia, cuando mis padres hacían pan un día a la semana en el horno de leña en María de la Salud (mi pueblo) y eran unos panes enormes creo que pesaban como 2 kilos con unas rebanadas interminables, pero sabrosísimas.

Yo lo haré más pequeño y con cereales (mi padre no se lo comería) sólo quería pan blanco, siempre decía que negro tuvo que comer durante muchos años.

Es muy rápido y fácil, con tan sólo una hora de leudado.



INGREDIENTES: (para una pieza)
 
500 g de harina de fuerza multicereales.
Un poco más para espolvorear.
Bolsita de 7 g de levadura seca de acción rápida.
1 cucharadita de sal.
300 ml de agua tibia.
2 cucharadas de aceite de oliva.
1 cucharada de miel.
Copos de avena, granos de trigo, sésamo.......


ELABORACIÓN Y COCCIÓN 


Colocaremos la harina en un bol junto con la levadura y la sal (todos los ingredientes sólidos). Mezclamos bien.


A continuación añadiremos (los líquidos), el agua tibia, el aceite y la miel  hasta formar una masa suave.

Cuando todos los ingredientes estén integrados, volcamos la masa en una superficie de trabajo enharinada y amasaremos durante 5 minutos hasta que quede uniforme.


Daremos la forma que más nos guste al pan y lo colocaremos sobre una bandeja de horno con papel de cocción. La cubriremos con un papel film transparente untado con aceite y lo dejamos leudar una hora en un sitio libre de corrientes a temperatura media. Hasta qué suba.


Calentamos el horno a 200 grados si es horno normal  (si es con ventilador o turbo a 180 grados).


Antes de hornear nuestro pan que ya ha leudado realizaremos un corte profundo y lo introduciremos en el horno, espolvorearemos con unas cuantas semillas y granos de cereales reservados.


Horneamos durante 30 minutos con las temperaturas (según el sistema de cocción), vigilar la cocción a partir de los 15 minutos ya que ningún horno cuece de igual forma.


Dar una palmada en la base del pan, debe sonar hueco, lo colocamos sobre una rejilla hasta que enfríe para que transpire y no quede con humedad.


Espero y deseo que os animéis a cocer pan en casa. Un abrazo.


domingo, 23 de noviembre de 2014

CHEESECAKE NEW YORK



Esta tarta es de origen americano como podemos apreciar por su nombre, si la habéis probado ya sabéis el motivo de tanto éxito y si por el contrario aún no habéis tenido la suerte de comer una porción de este exquisito manjar no podéis dejar de hacerla YA!!!!

Siempre por comodidad y rapidez este tipo de tartas se hacen sin cocción pero esta, al llevar harina debe cocer, no requiere mucho trabajo pero si unas horas de proceso, por lo cual recomiendo hacerla el día antes a su consumo, ya que así las texturas se asientan mejor.



INGREDIENTES:

Para la base:


90 g de mantequilla.
25 galletas digestive.


Para el relleno de la tarta:


250 g de azúcar.
700 g de queso (tipo Philadelphia)
200 g de nata fresca.
1/2 limón exprimido.
3 cucharadas de harina de repostería.
1 cucharada sopera de extracto de vainilla.
3 huevos XL.


Para la salsa de fresas:


300 g de fresas.
Zumo de 1/2 limón.
3 cucharadas de azúcar.
1 hoja de gelatina.



ELABORACIÓN Y COCCIÓN 

Precalentar el horno a 200 grados.

Trituramos las galletas con un robot y le añadimos la mantequilla derretida, mezclamos bien y cuando tenga la textura como la arena de la playa, vamos forrando nuestro molde desmoldable y lo guardamos en la nevera.

Mientras, ponemos todos los ingredientes, menos los huevos, en un recipiente o robot y los batimos bien hasta conseguir una mezcla sin ningún grumo. Llega el momento de añadirle los huevos, lo haremos poniendo uno y al estar bien integrado añadimos otro y asi hasta el final.


Vertemos la mezcla en el molde que tenemos guardado en la nevera y lo introducimos en el horno durante 10 minutos a 200 grados, han transcurrido los 10 minutos y bajamos la temperatura de nuestro horno a 90 grados y dejaremos cocer 30 minutos más.


Apagamos nuestro horno pero no sacamos nuestra tarta, la dejamos reposar dentro 3 o 4 horas aproximadamente, despues la sacamos del horno y la dejamos en un lugar a temperatura ambiente y y por ultimo la introducimos en nevera. (No le gustan los cambios bruscos).


La dejamos toda la noche en nevera y a la mañana siguiente preparamos nuestra salsa de fresas de la siguiente manera:


Introducimos en una olla el azúcar, el zumo de medio limón y las fresas, removemos y dejamos cocer durante unos 5 minutos. Ponemos a hidratar la hoja de gelatina en un bol con agua fría.


Trituramos las fresas y pasamos por un colador chino para evitar semillas y restos de fresas y la depositamos en un cuenco, escurrimos bien la hoja de gelatina y la incorporamos a la salsa de fresas removemos hasta que este bien integrada y dejamos enfriar un poco.


La vertemos sobre nuestra tarta y decoramos al gusto. Si os gustan los arándanos, las frambuesas, frutos del bosque variados ......la improvisación es la gracia de las recetas.




Refrigeramos de nuevo una hora más para que solidifique bien nuestra salsa y ya la tenemos a punto para el consumo.


BUEN PROVECHO!!!!!

sábado, 22 de noviembre de 2014

TURRÓN DE CHOCOLATE "tipo suchard"



No se si podré acercarme a la exquisitez de este turrón de chocolate tan famoso con arroz inflado llamado Suchard, pero quiero intentarlo jugandomela a que, mi marido, mi hijo y mi nuera no me hablen más ya que son fans del Sr Jacobs Suchard y siempre dos meses antes de la Navidad lo toman de postre.

Pero ya sabéis de mi pasión por la cocina y tengo que intentarlo, hace un mes me informo y pruebo recetas y esta da de pleno en ello.


INGREDIENTES:

200 g de chocolate con leche.
200 g de chocolate Nestlé postres.
60 g de manteca de cerdo ibérico.
20 g de mantequilla sin sal.
10 g de avellanas.
70 g de arroz inflado. (Choco crispis).



ELABORACIÓN Y COCCIÓN 

Con estos INGREDIENTES salen dos tabletas de turrón de las medidas anteriormente citadas.


Yo para la ocasión utilicé dos moldes de cake de 21 cm, los forre con papel de horno y los hice como os detallo a continuación con la thermomix, pero se puede hacer el mismo procedimiento picando los chocolates y añadiendo la manteca y la mantequilla al baño maría.

Ponemos las almendras y los chocolates en el vaso de la thermo o en una picadora y los troceamos 8 segundos a velocidad progresiva del 5-10.


Añadimos la manteca y la mantequilla y programamos 5 minutos a 50 grados velocidad 2, o si es manual al cazo removiendo constantemente.


Retiramos de la máquina o del fuego y dejamos templar 5 minutos.


Volcamos unas dos cucharadas soperas en el fondo de los moldes, a continuación añadimos el arroz inflado, si es en thermo mezclamos 20 segundos a velocidad cuchara y si es con el método tradicional removemos 20 segundos hasta que este totalmente integrado. 


Damos unos pequeños golpes de molde sobre mesa para que se asiente bien y dejamos cuajar a temperatura ambiente hasta que podamos presentarlo, un día aproximadamente.


Bueno el chocolate ha pasado toda la noche en reposo y el resultado parece bueno.


Será cuestión de probarlo, Tachin...Tachin....


Y el resultado es muy bueno, pero como dice mi queridísimo marido igual no es!!!!!.


Yo estoy supercontenta con el resultado y además es tan fácil de hacer que no da pereza ponerse manos a la obra. Aunque la proxima vez que lo haga pondre mas cantidad de chocolate con leche y menos de negro, creo que así saldrá más parecido. Espero os guste también a todos vosotr@s. 

jueves, 20 de noviembre de 2014

PIMIENTOS Y BERENJENAS ASADOS



Como por todos es sabido lo sano que es para nuestra salud comer mucha verdura en nuestra dieta, hoy he optado por un plato que es muy antiguo en nuestra tierra. Hace tiempo no existía la calefacción, ni radiadores y nuestros padres se calentaban al calor de una chimenea y para no desperdiciar el calor, se aprovechaba cuando tan sólo quedaba el carbón encendido, poner unos pimientos y berenjenas a asar para tener la comida del día siguiente.

Yo en casa no dispongo de chimenea y siempre lo hago al horno de la siguiente manera.

INGREDIENTES

3-4 pimientos.
1-2 berenjenas.
1-2 cebollas.
1 tomate.
1 cabeza de ajos.
Sal, aceite y perejil.



ELABORACIÓN Y COCCIÓN 


Limpiar bien todos las verduras y preparar una bandeja de horno con un papel de cocción, precalentar el horno a 190 grados e introducir en la bandeja preparada.


Cocer unos 60 minutos y a continuación sacarlos del horno y dejar enfriar. Una vez reposados y enfriados,(me gusta taparlos con papel de horno) quitaremos las pieles y las pepitas, los iremos troceando y cortando en tiras colocándolas en un bol o fuente para servir.



Les añadiremos un poco de sal, un poco de aceite y un poco de perejil picado. Se pueden comer solos con un buen pan casero, también podemos optar por añadirle un huevo hervido que combina súper!!!, un poco de ventresca de atún, bacalao ......




Y si no los consumimos todos, los guardamos en la nevera hasta que hagamos de nuevo.


Más fácil y práctico imposible. Comprobadlo.